Las empresas siguen sacando tajada de la inflación

Los datos de IPC del mes de febrero muestran un nuevo aumento de los precios, mientras los salarios continúan perdiendo poder adquisitivo debido al bloqueo de la patronal

Los datos de IPC del mes de febrero publicados hoy por el INE, muestran una tasa anual de los precios del 6%, una décima más que el mes pasado, aumentando así por segundo mes consecutivo.  Por su parte, la tasa subyacente, que recoge la inflación de componente estructural, también se incrementa una décima más respecto a enero, alcanzando una variación anual del 7,6%, la más elevada desde diciembre4 de 1986.

En este sentido, los datos destacan el encarecimiento de algunos productos básicos como el azúcar (+52,6%), el aceite de oliva (+33,5%), la leche entera (+33,2%) o los huevos (+28%), lo que demuestra cómo las reducciones en el IVA de los alimentos no están teniendo el impacto esperado, ya que este grupo continúa liderando la presión al alza de los precios. También cabe resaltar el repunte del precio de la electricidad, con un incremento mensual del 12,6%, y pone de relieve la necesidad de seguir avanzando hacia un sistema de fijación de precios que aproxime la retribución de cada tecnología en función de sus costes de generación, conformando así un mercado energético más justo y eficiente.

Una situación que, para UGT, pone de manifiesto la necesidad imperiosa de aumentar los salarios en nuestro país, ya que los sueldos en convenio registran una subida media hasta febrero del 2,9%, es decir, 3,2 puntos por debajo del IPC general y 4,8 menos que la tasa de inflación subyacente. De esta forma, las empresas siguen sacando tajada del contexto inflacionista actual, aumentando los márgenes y cosechando beneficios desproporcionados a costa del bolsillo de la clase trabajadora. Así, organismos como el Banco Central Europeo o la Comisión Europea han reconocido recientemente cómo los beneficios empresariales son los principales causantes de la espiral inflacionista, por lo que existe margen para moderar los mismos e incrementar los salarios.

Por todo ello, UGT reclama un gran acuerdo salarial que traslade parte de los excedentes empresariales al conjunto de los trabajadores y trabajadoras. De esta forma, junto a CCOO, hemos elaborado una propuesta de incremento salarial para el próximo Acuerdo para el Empleo y la Negociación Colectiva (AENC) 2022-2024, en el que planteamos subidas salariales del 5% en 2022, del 4,5% en 2023 y del 3,75% en 2024, junto a la inclusión en los convenios colectivos de una cláusula de revisión salarial que tenga en cuenta la evolución del poder de compra los salarios y la evolución del margen de beneficios de las empresas. Así, el sindicato reclama a la patronal que cese cuanto antes en su situación de bloqueo de las negociaciones, acordando una propuesta que no solo es beneficiosa para la clase trabajadora, sino también para el interés económico y general del país.

Datos de interés

El IPC para el mes de febrero sitúa la tasa general de precios en un 6%, una décima más que enero. En términos mensuales, los precios crecieron un 0,9%, el mayor incremento en un mes de febrero desde 1980. Por su parte, la tasa subyacente, que no incluye los productos energéticos y los alimentos no elaborados, crece también una décima respecto al mes anterior, alcanzando el 7,6%, la tasa más elevada desde diciembre de 1986.

El INE destaca el grupo de transporte –por la bajada del precio de los carburantes- como aquel que más presión ejerce en el descenso de la tasa anual del nivel general de precios. En contraste, los grupos de vivienda -determinado por la subida de la electricidad- y los alimentos y bebidas no alcohólicas son aquellos que destacan por su influencia en el aumento de la tasa anual de precios.9ooooooooooo8iwe3