RSS de Portada
Portada > noticia

El Gobierno tiene que cambiar las cosas ya ante el éxito de las movilizaciones

Los empresarios deben negociar planes de igualdad,

09/03/2018 | UGT

​Las manifestaciones que se han registrado hoy en España han sido el colofón a una huelga general sin precedentes en la historia del movimiento sindical de nuestro país, convocada en el Día Internacional de la Mujer. 6,2 millones de trabajadoras y trabajadores han participado en la huelga general de dos horas por turno convocada por UGT y CCOO contra las brechas de género, la precariedad laboral y las violencias machistas. Y ha permitido que trabajadoras y trabajadores ejercieran este derecho fundamental y se incorporaran a las movilizaciones convocadas en sus respectivos territorios.

Las manifestaciones han congregado a centenares de miles de personas se han movilizado en las calles un millón en Madrid, por ejemplo, 360.000 en Barcelona (en las dos manifestaciones de mañana y tarde realizadas en esta ciudad), y 100.000 personas en Valencia y Sevilla,  etc. Todas las capitales de provincia han registrado importantes cifras de participación.

Éste ha sido un éxito de movilización de todos y todas, que ahora coloca en el tejado del Gobierno la necesidad de abordar  ya las medidas necesarias  para erradicar la discriminación salarial, laboral y la violencia de género, y cambiar ya  situación laboral y social de las mujeres. 

En este sentido, instamos al Gobierno a negociar una ley de igualdad salarial y otras medidas legislativas dirigidas a la equiparación  real de derechos y la eliminación del acoso y la violencia machista; y a las organizaciones empresariales y a las direcciones de las compañías les conminamos a negociar planes de igualdad y medidas para la equiparación salarial y laboral y de promoción entre mujeres y hombres y de protección de las trabajadoras frente al acoso laboral, y acabar así con la brecha entre hombres y mujeres.

Un intenso trabajo preparatorio con excelentes resultados

Los paros laborales de dos horas por turno, a los que se han sumado las principales empresas de la industria, los servicios y las administraciones públicas, y que fueron precedidos de 60 asambleas de delegadas/os en todas las comunidades autónomas, de 3.000 asambleas y reuniones en empresas y administraciones públicas, de 20.000 pronunciamientos de comités de empresa y secciones sindicales y de una intensa campaña de información con decenas de miles de carteles, folletos, octavillas, pancartas, pegatinas y chapas, han contado con la participación de millones de trabajadoras/es. 

El seguimiento de la huelga de dos horas por turno y la amplia participación ciudadana en los actos y movilizaciones del 8M deja en evidencia a algunas/os portavoces políticos y representantes empresariales, que se manifestaron con precipitación y torpeza contra la huelga y sus reivindicaciones.

UGT  destaca la masiva participación de delegadas y trabajadores/as en las concentraciones que han tenido lugar esta mañana frente a los ayuntamientos, coincidiendo con el desarrollo de la huelga durante el turno de mañana (de 11:30 a 13:30h). Decenas de miles de sindicalistas y trabajadoras/es han exigido poner fin a las brechas de género, a la precariedad laboral y a las violencias machistas, y han pedido a los poderes públicos, a las fuerzas políticas y a las empresas que se tomen medidas para corregir el grave impacto que la actual precariedad en la contratación (con presencia muy mayoritaria de mujeres, sobre todo a tiempo parcial), los bajos salarios y la menor cotización van a tener -están teniendo ya- en las prestaciones y pensiones públicas de las mujeres en el futuro.

Ahora lo importante es a partir del día 9

El sindicato ha querido contribuir con la huelga de dos horas por turno, a reforzar la dimensión social, política y cultural de la jornada feminista del 8M, una jornada de cuyo proyecto reivindicativo se sienten parte activa, celebran el alto seguimiento de los paros laborales convocados entre las 11:30 y las 13:30 horas y/o entre las 16:00 y las 18:00 horas, y destacan que ahora lo importante es el 9 de marzo y el resto de los días del año, para que las demandas del movimiento sindical y del movimiento feminista se vayan abriendo paso en en las empresas, en la negociación colectiva, en el diálogo social y en las instituciones, principalmente a través de las iniciativas legislativas del Congreso de los Diputados.  Para Cristina Antoñanzas, la huelga ha sido, por su naturaleza, estrategia y objetivos, la mejor contribución del movimiento sindical a la jornada plural y unitaria del 8 de marzo, un compromiso explícito de los sindicatos con los derechos sociales y laborales de las mujeres.

UGT insiste en el éxito de las manifestaciones  y considera que los paros de dos horas, la participación ciudadana y las manifestaciones deben interpretarse como un mandato del mundo del trabajo y la ciudadanía al Gobierno para que se activen sin demora medidas contra las brechas de género y la desigualdad, y no  regatee los recursos presupuestarios necesarios para hacer frente a las violencias machistas.

FeSMC-UGT. Avenida de América, 25 - 8ª planta
FeSMCUGT UNI UGT Confederal ITF IUF-UITA-IUL ugt